B'resheet (Génesis) Capítulo 29

B'resheet 29:1 Siguió luego Ya'akov su camino y fue a la tierra de los orientales. Vio un pozo en el campo y tres rebaños de ovejas que yacían cerca de él, porque de aquel pozo abrevaban los ganados; y había una gran piedra sobre la boca del pozo. Cuando se juntaban allí todos los rebaños, los pastores corrían la piedra de la boca del pozo y abrevaban las ovejas; luego volvían la piedra a su lugar sobre la boca del pozo.

Parece ser que el uso del agua estaba cuidadosamente reglamentado en esa región. La piedra probablemente ayudaría a evitar que el agua se evaporase y además impediría que entrase el polvo u otra cosas en el suministro de agua.

En una base espiritual y oculta HaShem se interesa en tres clases de ovejas diferentes.

1 Corintios 10:32-33 No seáis tropiezo ni a judíos ni a gentiles ni a la iglesia de Di-s. Del mismo modo, también yo en todas las cosas agrado a todos, no procurando mi propio beneficio sino el de muchos, para que sean salvos.

B'resheet 29:4-7 Ya'akov les preguntó: --Hermanos míos, ¿de dónde sois? -De Harán somos-respondieron ellos. --¿Conoceís a Labán hijo de Nacor?-volvió a preguntar. -Sí, lo conocemos-respondieron. --¿Está bien? -insistió Ya'akov. --Muy bien --dijeron los pastores. --Mira, ahí viene su hija Raquel con las ovejas. El dijo: --Es aún muy de día; no es tiempo todavía de recoger el ganado. Abrevad las ovejas e id a apacentarlas.

Hijo de Nacor, que era, de hecho, nieto de Nacor.

HaShem desea que las tres ovejas reciban agua y vengan a los pastos verdes.

La letra que corresponde a este capítulo es la Zayin, que significa espíritu, sustento y lucha.

Nosotros necesitamos el agua para sobrevivir.

B'resheet 29:8-12 Ellos respondieron: --No podemos, hasta que se junten todos los rebaños y se remueva la piedra de la boca del pozo. Entonces daremos de beber a las ovejas. Mientras él aún hablaba con ellos, Raquel vino con el rebaño de su padre, porque ella era la pastora. Y sucedió que cuando Jacob vio a Raquel, hija de Labán, hermano de su madre, y las ovejas de Labán, el hermano de su madre, se acercó Ya'akov y removió la piedra de la boca del pozo, y abrevó el rebaño de Labán, hermano de su madre. Luego Ya'akov besó a Raquel, alzó la voz y lloró. Ya'akov le contó a Raquel que él era hermano de su padre e hijo de Rebeca, y ella corrió a dar la noticia a su padre.

Aquí vemos, de nuevo, una imagen de lo que sucederá en el futuro. Podemos hacernos una idea de lo que sucederá en un tiempo futuro por las acciones de aquellos que encontramos en la Toráh.

Lo primero que vemos es una gran piedra que es movida y que cubría el lugar donde se encontraba el agua. La analogía aquí es sencillamente que Yeshua también era, como ya hemos mencionado en el capítulo anterior, nuestra agua viva que salta para vida eterna. También El estuvo cubierto por una gran piedra que fue removida, haciéndola rodar.

Juan 4:10 Respondió Yeshua y le dijo: --Si conocieras el don de Di-s, y quién es el que te dice: "Dame de beber", tú le pedirías, y él te daría agua viva.

Marcos 16:1-4 Cuando pasó el sábado, María Magdalena, María la madre de Jacobo, y Salomé, compraron especias aromáticas para ir a ungirlo. Muy de mañana, el primer día de la semana, vinieron al sepulcro, recién salido el sol. Pero decían entre sí: --¿Quién nos removerá la piedra de la entrada del sepulcro? Pero cuando miraron, vieron removida la piedra, aunque era muy grande.

Si El no se hubiese levantado de entre los muertos y la piedra no hubiera sido removida todos nosotros tendríamos motivos más que de sobra para dudar de las promesas que ha hecho Yeshua HaMashiach. Por contraste, vemos que Ya'akov besa a Raquel porque era un familiar de su padre. En el futuro vemos a Miriam, a la que se le impide tocar a Yeshua porque El no había ido a Su Padre en lo alto. Así que en un caso vemos un abrazo, debido a su relación con el Padre de ella y en el otro vemos que se impide el contacto físico del abrazo por la relación del Padre de Miriam en lo alto y además en contraste tenemos a Raquel que corre a su padre y vemos que en el caso futuro es Yeshua el que corre al Padre y al Padre de ella, es decir, de nuevo el Padre en lo alto.

Juan 20:11-18 Pero María estaba fuera llorando junto al sepulcro; mientras lloraba, se inclinó para mirar dentro del sepulcro, y vio a dos ángeles con vestiduras blancas, que estaban sentados el uno a la cabecera y el otro a los pies, donde el cuerpo de Yeshua había sido puesto. Y le dijeron: --Mujer, ¿por qué lloras? Les dijo: --Porque se han llevado a mi Señ-r y no sé dónde lo han puesto. Dicho esto, se volvió y vio a Jesús que estaba allí, pero no sabía que era Yeshua. Yeshua le dijo: --Mujer, ¿por qué lloras? ¿A quién buscas? Ella, pensando que era el jardinero, le dijo: --Señor, si tú lo has llevado, dime dónde lo has puesto y yo lo llevaré. Yeshua le dijo: --¡María! Volviéndose ella, le dijo: --¡Raboni! -que significa "Maestro"-Yeshua le dijo: --¡Suéltame!, porque aún no he subido a mi Padre; pero ve a mis hermanos y diles: "Subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Di-s y a vuestro Di-s. Fue entonces María Magdalena para dar a los discípulos la noticia de que había visto al Señor, y que él le había dicho estas cosas.